• Facebook Social Icon
  • Twitter Social Icon
  • Instagram Social Icon
  • Icono social de YouTube

Tel +34 953 50 49 59  I +34 953 50 82 00 (ext 1015)

turismodeandujar@andujar.es   l   Oficina Municipal de Turismo Torre del Reloj (Plaza Sta. María), s/n

responsive desing                     by

El Lince Ibérico

Parque Natural Sierra de Andújar

1/3

REGRESAR A

Parque Natural

El mayor número de población del gato clavo

 

A pesar de que el lince ibérico es una especie protegida desde el año 1966, este maravilloso felino se encuentra en  peligro de extinción. En la actualidad solamente dos poblaciones resultan viables y consolidadas para el desarrollo y proliferación de esta especie: la de Doñana y la existente en los espacios naturales Parque Natural Sierra de Cardeña y Montoro y Parque Natural Sierra de Andújar, siendo en este último espacio donde se encuentra el mayor núcleo de población del gato clavo.

 

En todo el mundo hay contabilizados poco más de trescientos ejemplares de lince ibérico. Gran parte de ellos viven en los montes mediterráneos del Parque Natural de la Sierra de Andújar. Antaño, este excepcional felino, endémico de España y Portugal, estuvo distribuido por toda la península, pero sus poblaciones han ido disminuyendo con el tiempo de forma drástica. En la actualidad, el lince ibérico -Lynx pardinus- es una especie considerada como "en peligro crítico de extinción".

Los apacibles montes de matorral y encinas de la Sierra de Andújar se han convertido en uno de los últimos refugios de esta extraordinaria especie animal a la que es difícil observar en plena naturaleza. El lince ibérico posee la apariencia de un gato de gran envergadura, con la piel manchada de lunares, el rabo muy corto y unas orejas puntiagudas que terminan en un característico penacho de pelos a modo de pincel. Habita los lugares más silenciosos del parque, y al amanecer, después de haber realizado un sigiloso recorrido nocturno en busca de caza, suele recibir los primeros rayos del sol tendido sobre las cálidas piedras de granito. Los conejos son su principal fuente de alimento. En gran medida, depende de la salud de estas poblaciones de mamíferos para sobrevivir. El cuidado de su hábitat natural y la tranquilidad para reproducirse y criar a sus cachorros son otras de las imperiosas necesidades del lince ibérico. En los caminos del Parque Natural hay señales que advierten de su presencia y que piden al visitante mantener la calma del lugar y extremar las precauciones en la conducción para evitar atropellos.

1/17
EL ÚLTIMO LINCE El hombre y la tierra (25:09)

RTVE (1979). Canal PortiSpinola

El lince
Causas de declive

 

Las principales causas del declive del lince ibérico en el pasado han sido la disminución de las poblaciones de conejo, la destrucción del hábitat y la mortalidad no natural. El colapso de las poblaciones de conejo y, secundariamente, la destrucción del hábitat, han provocado un gran descenso de la capacidad de carga del medio en la mayor parte del rango de distribución histórico del lince ibérico, es decir, en un área donde antes había condiciones para que viviesen diez linces, ahora como mucho podría hacerlo uno. Además, se ha detectado un aumento de la importancia de las enfermedades sobre la población.

El lince
Programas de ayuda de la UE para la conservación del lince

 

El programa LIFE es un instrumento financiero creado por la Unión Europea en 1992 destinado a la conservación y protección del medio ambiente. Con él se cofinancian proyectos enmarcados en tres áreas diferentes: Naturaleza, Medioambiente y Terceros Países.

El objetivo principal de los LIFE naturaleza, donde se enmarca el proyecto LIFE Lince, es contribuir a la conservación de la naturaleza para mantener y mejorar los hábitat naturales y/o las especies animales y vegetales de los espacios designados dentro de la Red Natura 2000.

Con el proyecto LIFE lince se han llevado a cabo una serie de actuaciones encaminadas a minimizar las amenazas y a reducir los factores limitantes en la conservación del lince ibérico. El objetivo final es reducir el riesgo de extinción de la especie aumentando tanto el tamaño poblacional como el número de poblaciones. De este modo, las acciones que se desarrollan en el proyecto, son las siguientes:

Aumento del tamaño poblacional

Acciones encaminadas a aumentar la capacidad de carga del medio.

  • Recuperación del conejo con repoblaciones.

  • Alimentación suplementaria.

Acciones encaminadas a reducir la mortalidad.

  • Reducción de la tasa de atropellos.

  • Reducción de la tasa de furtivismo.

  • Reducción del impacto de las enfermedades.

  • Aumento de la variabilidad genética.

Aumento del número de poblaciones

  • Creación de nuevos núcleos: reintroducción. En las zonas de reintroducción se llevan a cabo, igualmente, todas las acciones encaminadas al aumento del tamaño poblacional antes descritas.

Para poder ejercer una implementación y una evaluación adecuadas de las actuaciones anteriores, se hace necesario llevar a cabo un seguimiento rutinario de las poblaciones de lince ibérico y de conejo.

Posteriormente, se ha desarrollado el programa LIFE+, que era el instrumento financiero de la Unión Europea dedicado al medio ambiente para el período comprendido entre el 1 de enero de 2007 y el 31 de diciembre de 2013. Ha proporcionado un apoyo específico para desarrollar y aplicar la política y la legislación comunitarias en materia de medio ambiente.

El lince
Para ver un lince en Andújar

 

Para intentar localizar y observar un lince ibérico debemos buscar un buen observatorio desde el cual veamos mucha sierra, muchas laderas, roquedos, matorral y sobre todo, muchos claros de pastizal. Entre las mejores zonas para hacer una jornada de observación están:

 

  • Camino de la Lancha en su último tramo.

  • Camino y área recreativa del Encinarejo.

  • Embalse del Encinarejo desde la orilla norte.

  • Todos los miradores de la zona sur del parque.

  • Sendero del Jabalí.

  • Área recreativa de la recta en Lugar Nuevo. 

Situados en el observatorio, es fundamental estar siempre muy atentos y en silencio, así, incluso a simple vista, podemos distinguir un lince moviéndose si no está demasiado lejos. También comenzaremos un barrido de la zona mediante unos prismáticos. Con ellos iremos mirando los claros y los salientes del terreno; así, podremos descubrir algún gato apostado sobre una roca. El telescopio debemos dejarlo para la última búsqueda, para ir mirando más lejos e ir buscando muy despacio o, incluso, para mirar el animal una vez que lo hayamos descubierto.

Como ocurre con casi todos los predadores, los córvidos se muestran muy agresivos también con el lince ibérico (quizá sea este el animal con el que más se alborotan), por eso tenemos que estar muy pendientes de los movimientos y los reclamos de las urracas. El 50% del éxito de observar un lince puede venir de saber interpretar a los córvidos.

Por el bien de la especie y de los futuros visitantes que busquen ver el gran gato, debemos respetar todas las normas de uso público, ser respetuosos con el medio, mantenernos siempre en silencio y no molestar de ningún modo a los animales. Tampoco debemos entrar sin autorización en las fincas de propiedad privada o desviarnos de los senderos establecidos.

El lince
Empresas locales que te acercarán al lince ibérico:

Iberian LynxLand

Guías de naturaleza

Turismo Verde

Guías de naturaleza

Birds&Lynx Ecotourism

Guías de naturaleza